EXANTE Macro Insights

EXANTE Macro Insights

Por Renée Friedman, PhD

La semana en resumen:

Bienvenidos a Macro Insights #17. Esta semana los mercados han reaccionado a las tensiones geopolíticas en curso, a la subida de los precios de la energía tras la invasión de Ucrania y a la huida hacia activos más seguros.

Los rendimientos de los bonos del Tesoro y los mercados bursátiles han caído esta semana mientras el mundo se preparaba para el juego del presidente ruso Vladimir Putin, aunque está claro, por la respuesta de los mercados, que una invasión a gran escala no estaba totalmente descartada. A pesar de que EE. UU., la UE y posiblemente otros países podrían intentar imponer sanciones todavía más estrictas contra Rusia, sus activos asociados y personas vinculadas a Putin, es poco probable que el conflicto se extienda más allá de las fronteras de Ucrania a los Estados de la OTAN, a pesar de que Lituania ha declarado el estado de emergencia y ha pedido a la OTAN que invoque el artículo 4 y celebre consultas sobre la amenaza a la seguridad. Estonia, por su parte, también ha solicitado una consulta. Sin embargo, es probable que la continua incertidumbre dé lugar a que los inversores acudan en masa a los clásicos activos seguros: el dólar estadounidense, el franco suizo, el yen japonés, el oro y los bonos. El jueves vimos cómo el índice bursátil Nasdaq Composite se adentraba en territorio bajista, ya que actualmente se encuentra un 22% por debajo del máximo alcanzado en noviembre, mientras que el Stoxx 600 sufrió una corrección técnica después de registrar una caída de más del 10% desde su reciente máximo. 

Aunque varios miembros del Banco Central Europeo (BCE) han estado enviando mensajes ligeramente contradictorios durante las dos últimas semanas, está claro que, con la invasión de Ucrania, los responsables políticos se están replanteando cómo esto podría hacer descarrilar el crecimiento económico de la eurozona, ya que el aumento de los precios de la energía alimentará los riesgos de inflación y reducirá el comercio de la eurozona, que depende del gas ruso para el 40% de sus necesidades. La invasión ha incrementado incluso más la agitación de los mercados financieros y ha dado lugar a un aumento de los riesgos generales de estabilidad financiera. Se cree que el BCE planea celebrar una reunión informal con el fin de debatir estas cuestiones, ya que sin duda complicarán los movimientos del BCE en marzo. El responsable de política del BCE, Yannis Stournaras, declaró el jueves a Reuters que "el banco central debería seguir comprando bonos al menos hasta finales de año". La semana pasada, otros responsables políticos del BCE sugirieron que se debería acelerar el cierre del programa de compra de bonos. Ahora parece muy probable que durante la reunión del próximo 10 de marzo, el BCE se abstenga de poner fecha a la finalización definitiva de su Programa de Compra de Activos. No obstante, el BCE ya reconoció durante la conferencia de prensa del pasado 3 de febrero de la presidenta del BCE, Christine Lagarde, que existían riesgos para el crecimiento y la inflación de la zona euro debido a la crisis de Ucrania; la pregunta ahora será: ¿estaban preparados para lo peor?   

El inminente endurecimiento de la política monetaria de la Reserva Federal de EE. UU. (Fed), destinado a combatir el aumento de la inflación, está en tela de juicio. Las expectativas de una subida de 50 puntos básicos en marzo están perdiendo fuerza, ya que la Reserva Federal espera ver cómo los acontecimientos de Ucrania afectarán a las cadenas de suministro mundiales a medio y largo plazo. El jueves, los futuros de los fondos de la Fed seguían apuntando a al menos seis subidas de tipos en 2022.  

Los mercados energéticos se dispararon tras la noticia de la invasión militar de Ucrania por parte de las fuerzas rusas. El petróleo Brent, de referencia mundial, superó los 100 dólares por barril, alcanzando máximos no registrados desde 2014, y los contratos europeos de gas natural se dispararon un 40% hasta los 117 euros por megavatio hora.

A pesar de que los efectos de los acontecimientos de esta semana se dejarán sentir principalmente en Europa, al menos a corto plazo, los mercados emergentes también podrían verse afectados. Los importadores de energía sufrirán las consecuencias, ya que la situación  repercute en su capacidad para controlar la inflación, mientras que otros sufrirán el mayor coste del capital a medida que los bancos centrales reaccionen, además del posible debilitamiento de la demanda de exportaciones. China, con su política monetaria relajada, podría incluso considerarse un refugio seguro en el mundo de los mercados emergentes, junto con otros mercados asiáticos como Tailandia, Malasia y Vietnam.  

Lo que hay que tener en cuenta la semana que viene:

  • En Europa, el viernes se celebra la reunión del Eurogrupo, seguida de una rueda de prensa de la presidenta del BCE, Christine Lagarde, los datos del PIB alemán, el IPC, el IPP y el PIB franceses, los datos de la encuesta de confianza de los consumidores y las empresas italianas, y los datos de la encuesta de confianza de los consumidores y las empresas de la zona euro. El lunes se publicarán los datos del IPC español. El martes se publicarán los datos de las ventas minoristas alemanas, así como los PMI manufactureros Markit de España, Alemania, Italia, Francia y la eurozona. El martes también se publicarán los datos del IPC italiano y alemán y el índice armonizado de precios al consumo. El miércoles se publicarán los datos de desempleo de España y Alemania y los datos del IPCA de la zona euro, que son utilizados para medir la tendencia de las compras y la inflación. El jueves se publicarán los datos españoles, alemanes, franceses e italianos del PMI de servicios de Markit, los datos franceses y alemanes del índice PMI compuesto de Markit, los datos de desempleo italianos y los datos del PMI de servicios de Markit y del índice PMI compuesto de Markit de la zona euro. El jueves también se publicarán los datos del IPP y de la tasa de desempleo de la zona euro.  
  • En Estados Unidos, el viernes se publicarán los datos del índice de precios de los gastos de consumo personal básico, los pedidos de bienes duraderos, los pedidos de bienes de capital no destinados a la defensa, los datos del índice de precios de los gastos de consumo personal, los ingresos personales, el gasto personal y las ventas pendientes de viviendas, así como el índice de confianza del consumidor de Michigan. El martes se publicarán los datos del índice de precios de la vivienda, el PMI compuesto de Markit, el PMI manufacturero y el PMI de servicios, así como los datos de la encuesta de confianza del consumidor. El jueves se publicará el índice de actividad nacional de la Fed de Chicago, las solicitudes de subsidio de desempleo continuas e iniciales, los gastos de consumo personal básicos y los precios de los gastos de consumo personal, así como las ventas de viviendas nuevas. El lunes se publicará el índice de gestores de compras de Chicago. El martes, el PMI manufacturero Markit, el PMI manufacturero ISM, los precios pagados del ISM manufacturero, el índice de empleo del ISM manufacturero y los nuevos pedidos del ISM manufacturero. El miércoles, los datos de cambio de empleo de ADP. El jueves hay una serie de datos que incluyen las solicitudes iniciales y continuas de subsidio de desempleo, la productividad no agrícola, los costes laborales unitarios, el PMI compuesto de Markit, el PMI de servicios de Markit, los pedidos de fábrica, los nuevos pedidos de servicios del ISM, el índice de empleo del ISM de servicios, el PMI de servicios del ISM y los precios pagados del ISM de servicios.
  • En el Reino Unido, el viernes se publicará la encuesta GfK de confianza del consumidor. El martes se publicará el PMI manufacturero Markit del Reino Unido. El miércoles, el Tesoro presentará su informe presupuestario, que contiene detalles sobre las previsiones de crecimiento del PIB, las previsiones de gasto y endeudamiento, así como los estímulos fiscales. El jueves se publicará el PMI de servicios de Markit. 

El martes también se publicarán datos interesantes de China, con el PMI manufacturero NBI, el PMI no manufacturero NBI y el PMI manufacturero Caixin, mientras que el jueves se publicará el PMI de servicios Caixin.

Las pruebas de convergencia para Europa

Los acontecimientos en Ucrania han sacudido los mercados y han tensado las alianzas geopolíticas a nivel mundial. Esto es especialmente cierto en Europa. La creciente fricción entre Europa Oriental y Occidental se verá reflejada en el grado y la voluntad de los distintos países europeos de imponer sanciones financieras y físicas más estrictas contra Rusia en respuesta a sus acciones en Ucrania. El concepto idealizado de una Europa más amplia con los mismos valores liberales ahora se verá puesto a prueba a medida que las preocupaciones económicas de algunos países superen las preocupaciones históricas y la experiencia de otros. 

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados ya ha advertido de la posible afluencia de refugiados ucranianos a los países fronterizos. Polonia está estableciendo puntos de acogida en su frontera y sus hospitales están preparando camas para atender a los ucranianos heridos. Hungría y Eslovaquia aseguran estar preparados para acoger a los refugiados y están enviando tropas adicionales para gestionar la probable afluencia en los cruces adicionales establecidos en sus fronteras con Ucrania. Moldavia ya está aceptando refugiados, principalmente mujeres y niños, de acuerdo con las noticias de la BBC (Moldavia), mientras que Alemania también ha ofrecido ayuda humanitaria a los países fronterizos con Ucrania.

Sin embargo, estas no son las únicas pruebas a las que se está enfrentando Europa ahora. Los acontecimientos ponen de manifiesto la discordia entre EE. UU. y sus aliados europeos en cuanto a cómo debe contribuir cada uno a la OTAN y a sus propias defensas físicas (y cada vez más cibernéticas) tanto monetariamente como militarmente. A pesar de que Estados Unidos ha ordenado el despliegue de un batallón de infantería de alrededor de 800 soldados desde Italia a la región del Báltico, ha trasladado hasta ocho aviones F-35 Lightning II desde Alemania a lugares de operaciones en el flanco oriental de la OTAN y también ha desplegado helicópteros de ataque AH-64 Apache desde Alemania a la región del Báltico y ha trasladado 12 helicópteros Apache desde Grecia a Polonia, según el Departamento de Defensa de Estados Unidos, es probable que siga habiendo un debate en Estados Unidos y en las capitales europeas sobre si los Estados miembros de la OTAN deben contribuir a mantener la paz en la vecindad y en qué medida.

Además de este nuevo atolladero geopolítico, aunque Europa pueda estar avanzando hacia el final de la pandemia (OMS Europa) hay otras cuestiones relacionadas con los refugiados, el cambio climático y, futuras pandemias causadas por el ser humano, por ejemplo, el aumento de la resistencia a los antimicrobianos (RAM) (véase la relación entre los conflictos y las infecciones resistentes a los medicamentos) a las que debe responder. Es posible que el flujo continuo de refugiados procedentes de guerras y conflictos civiles en Oriente Medio y África que intentan entrar en Europa únicamente se vea frenado de forma temporal por los acontecimientos de Ucrania; no van a desaparecer. De hecho, la intensidad de este número de refugiados podría empeorar como resultado del cambio climático en curso, que está dando y seguirá dando lugar a fenómenos meteorológicos más extremos que crean las condiciones para las guerras civiles, ya que los diferentes grupos étnicos y religiosos luchan por el acceso y la propiedad de los recursos. 

En resumen, Europa probablemente se está enfrentando a uno de sus momentos más difíciles desde la perturbación y la euforia provocadas por la caída del muro de Berlín en 1989, cuando Europa, en su sentido más amplio, empezó a abrirse al mundo y tuvo que redefinir su lugar en este. La forma en la que sus responsables políticos trabajen juntos o separados ahora puede tener consecuencias a largo plazo y de gran alcance que podrían cambiar la estructura misma de su relación con Estados Unidos, el resto del mundo y entre sus propios estados autoidentificados. 

DESCARGO DE RESPONSABILIDAD: Aunque se han hecho todos los esfuerzos posibles para verificar la exactitud de esta información, EXT Ltd. (en adelante, "EXANTE") no se hace responsable de la confianza que cualquier persona pueda depositar en esta publicación o en cualquier información, opinión o conclusión contenida en ella. Las conclusiones y opiniones expresadas en esta publicación no reflejan necesariamente la opinión de EXANTE. Cualquier acción realizada sobre la base de la información contenida en esta publicación es estrictamente bajo su propio riesgo. EXANTE no se hará responsable de ninguna pérdida o daño relacionado con esta publicación.

Este artículo se presenta a modo informativo únicamente y no debe ser considerado una oferta ni solicitud de oferta para comprar ni vender inversión alguna ni los servicios relaciones a los que se pueda haber hecho referencia aquí.

Siguiente artículo
Desarrollada por profesionales para profesionales.
privacy protect
Oficina de representación más cercana:  28 October Avenue, 365
Vashiotis Seafront Building,
3107, Limassol, Chipre, +357 2534 2627
Versión 1.3.1